Nuestro horario:
De Lunes a Viernes de 9h a 13h y de 16h a 20h - Sábados de 10h a 13h.
Ortopedia Baix Penedès
C. Sant Magi 9
43700 El Vendrell
Clínica del peu
C. Vilamar 50 1R 1A
43820 Calafell

MASTECTOMÍA, LINFEDEMA Y MANGAS DE COMPRESIÓN

CANCER DE MAMA Y LINDEFEMA

La posibilidad de padecer un cáncer de mama aumenta con la edad y va asociada a factores de riesgo (menopausia tardía, falta de lactancia materna, obesidad, menarquía precoz, antecedentes de cáncer de mama). Existen varios problemas desencadenados del cáncer de mama con secuelas psicológicas; algunos de ellos son ampliamente conocidos como la caída del pelo o perder un pecho pero hay algunos más desconocidos que nos cogen por sorpresa como el linfedema y su respectivo aumento de volumen de la extremidad, se hincha el brazo por una falta de circulación sanguínea; eso ocurre porque en la mastectomía (intervención quirúrgica para extirpar el pecho) ha quedado dañado el ganglio linfático (regulador del sistema linfático) y al fallar hay acúmulo de líquido originando edema, inflamación crónica y fibrosis en la extremidad afectada.

La intervención quirúrgica es la causante del 90 % de los linfedemas de miembro superior; a veces aparece enseguida u otras veces queda latente y tarda más en aparecer. El sistema linfático tiene la función de evacuar, reabsorber y transportar el líquido tisular. Si existe un fallo los vasos linfáticos pierden su capacidad contráctil y disminuye la capacidad de transporte y dificulta la filtración. El linfedema es una de las complicaciones más desagradables del cáncer de mama.

TRATAMIENTO

El tratamiento médico conservador tiene como objetivo disminuir la presión hidrostática y los episodios de linfangitis, combinando ejercicios, drenaje linfático, compresión externa, uso de fármacos y recomendaciones en general, sobre todo en el minucioso cuidado de la piel.

FÁRMACOS

Los linfofármacos que modifican el diámetro del vaso linfático, la presión de filtración siendo necesario diagnosticar la causa del edema para su uso adecuado.

FISIOTERAPIA

Drenaje linfático manual

Es una técnica de masaje específica cuyo fin es incrementar la actividad de los casos linfáticos sanos que favorecen la circulación colateral originada por la obstrucción o ineficacia de los vasos linfáticos afectados. Se realiza con las manos, se inicia en el cuello y tronco para el vaciamiento de los vasos linfáticos principales, se continua hacia las zonas más distales de la axila terminando en la mano y dedos.

Fisioterapia descongestiva compleja (FDC)

Consiste en combinar técnicas físicas, drenaje linfático manual, recomendaciones en el cuidado del linfedema, ejercicios de movilización, tratamiento postural y técnicas de compresión externa (vendajes compresivos, presoterapia).

Las contracciones musculares durante el ejercicio favorecen la bomba muscular, haciendo que la linfa circule. Por este motivo el ejercicio es considerado como parte integrante de la rehabilitación. La duración de los ejercicios no deben ser superiores a los 30 minutos. La elevación de la extremidad favorece la presión hidrostática y la disminución del flujo linfático. El cumplimiento de un tratamiento postural es, en ocasiones, algo complejo y puede interferir en la dinámica laboral.

Las prendas de compresión proporcionan un tipo de presión externa en la extremidad afectada con el objetivo de reducir la formación y eliminar el exceso de líquido linfático acumulado en la extremidad; al mismo tiempo previenen lesiones, heridas o quemaduras. Pueden ser estándar  o a medida aunque es más recomendable a medida por las diferencias de volumen que puede presentar el linfedema del paciente.

Quirúrgico

No todos los linfedemas son tratados quirúrgicamente, sólo si el tratamiento médico conservador ha fracasado. Las técnicas de reducción (extirpación de la piel y tejido celular subcutáneo) y de drenaje (reconstruir el drenaje mediante técnicas de colgajos locales o distales) no restauran la función linfática normal pero si reducen su gravedad.

COMO INTERVIENE EL TÉCNICO ORTOPÉDICO

El médico rehabilitador le realizará una prescripción para obtener una manga de compresión. El médico valorará si es necesario también un guante o solamente la manga. Al principio es necesario un periodo de adaptación y aprendizaje para ponérsela. Una vez vaya a la ortopedia se tomarán las medidas pertinentes; también podrá escoger si la manga la quiere con sujeción de silicona a nivel de axila o con sujeción al hombre; por otro lado, la manga más demandada es la de color beige o caramelo aunque existe un gran abanico de colores que se puede llevar la manga si lo desean. La manga tardará unos 15 días en confeccionarse y ya la puede usar. No dude en ponerse en contacto con el técnico si tiene alguna pregunta.

OTROS PRODUCTOS RELACIONADOS CON EL CÁNCER DE MAMA

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *